Dar la espalda al dolor

por | 3 Abr 2019 | blog | 0 Comentarios

Hace tiempo me encontré con este artículo de Play Ground, os dejo abajo el link. Habla de cómo ésta sociedad persigue constantemente alcanzar la felicidad, palabra que va ligada, para la mayoría, con la ausencia de dolor.

Dar la espalda al dolor.Y el artículo redactaba cómo se intenta huir del dolor, desde un dolor de cabeza al sufrimiento por la pérdida de un ser querido, a través de medicamentos, tapando el primer dolor con un ibuprofeno y optando por un ansiolítico para el segundo. Creyéndonos así que, al no sentir ese dolor, lo que vendrá será la felicidad. Me gustó el artículo. Ví lo equivocada que estaba.

Si te da un poco de alergia en mi casa, una migraña o un dolor estomacal, sea lo que sea tendremos pastillas para tu dolor y para que, después de tomarlas, puedas seguir con tu feliz vida. Para mi no tiene sentido vivir sin ser feliz y hacía algún tiempo que tenía dolores y los iba tapando. Podéis imaginar el resultado. Busco incansablemente la felicidad, imagino que como todos, y no concibo que en ella pueda haber el más mínimo dolor. O concebía.

La vida, muchos días, me duele. Aunque sea un rato, aunque sea cinco minutos. Y si no me duele a mi, probablemente a alguien de mi alrededor le esté doliendo.

Y me alienta más el aceptar lo que me pueda doler a veces, ser consciente de que forma parte de la felicidad y en esos momentos de dolor, encontrar paz. La paz de que mi dolor forma parte de mi feliz vida, de que es bueno que ese dolor esté ahí porque eso significa que estamos viviendo. La paz de no perseguir un objetivo: la felicidad. Intentando llegar a él tapando dolores. Con una aspirina, un nolotil, un ansiolítico, o una feliz foto en Instagram. No. Porque la felicidad no hay que perseguirla. Va a tu lado. Al igual que el dolor.

La felicidad es la vida entera. Y eso incluye dolor. Pérdidas. De los peores momentos suele haber grandes mejorías y eso es felicidad. La felicidad es cómo vivimos, no es nada que podamos perseguir.

Yo, cuando algo me duele mucho, escribo. ¿Y tú?

http://www.playgroundmag.net/articulos/reportajes/posible-dejar-sufrir-pasar-farmacia_0_1937806203.html

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *